¿Es peligroso el Slime?

Slime, blandiblu, boligoma, masilla pensadora (no sé de dónde viene este nombre) o Silly Putty, que es mi nombre favorito.

Muchos la estaréis preguntando ¡¡¡¡De qué está hablando esta tía!!!!!  Pues del juguete de moda, del que todos niños hablan y corren en busca de ácido bórico. Pero vamos que como no tenéis ni idea aquí estoy yo para explicároslo tan amablemente.

Esto no es nada nuevo

El Silly Putty (también conocida como boligoma y masilla pensandora) fue un juguete, fabricado a partir de una masa de polímeros de silicona tratados con ácido bórico que presenta un comportamiento viscoelástico importante, dependiendo su viscosidad de la fuerza aplicada. 

Pues ahora se ha vuelto a poner de moda pero en vez de comprarlos en los chinos los peques y no tan peques de la casa se ponen la bata y lo quieren hacer en casa... ¡Aiss! Sí es que todos somos unos pequeños científicos frustrados.

¿Cómo se hace? Pues en Youtube tenéis miles de tutoriales explicando el proceso. Según qué productos se utilicen, esta goma elástica o "moco" (como se conoce en otros países), tiene diferentes colores. Para preparar la masa necesitaremos (venga que me pongo en modo Bricomanía): pegamento, agua, espuma de afeitar, harina de maíz, colorante alimenticio para cambiar el tono blanquecino de la masa y ácido bórico. Esta última sustancia, que se encuentra presente en productos de limpieza y en artículos que pueden comprarse en droguerías o farmacias, se emplea como producto oxidante y blanqueante y es tóxica. Como podeis ver no es un compuesto como para que jueguen los niños o para que este presente en un juguete que pueden llevarse a la boca. Lo ideal seria comprarlo ya hecho puesto que los juguetes pasan certificados de seguridad y cuesta poco más de 3 euros.

Por lo tanto ¿Es peligroso hacer el Slime con ácido bórico?

"Al parecer los niños rellenan una botella de agua con las soluciones de ácido bórico que al ser trasparentes las confunden con el agua y se la beben erróneamente", señala la OCU en su web. Cuando se ingiere el ácido bórico, las afecciones más leves son los síntomas gastrointestinales. No obstante, "también son frecuentes las lesiones cutáneas y quemaduras químicas en las manos de los niños por manipular los slimes".

Los productos de limpieza son muy irritantes y pueden generar daño si se ingieren. No deben utilizarse para que los chicos los manipulen. 

Little Bins for Little Hands propone utilizar cola blanca con almidón líquido y agua. Bien mezclado. Y se puede añadir purpurina para hacer que el slime quede más bonito. Hay una variante de esta fórmula que utiliza espuma de afeitar y líquido de lentillas (Slime flufly o esponjoso) ya que por ejemplo el líquido de lentillas suele llevar ácido bórico pero en una cantidad muy pequeña, con lo que nos ahorraremos disgustos sin quitar la ganas de "ciencia" de los peques de la casa.