Purple Drank

El sizzurp, purple drank o lean drink se originó en Houston, en la década de los 60, cuando los músicos de blues bebían Robitussin (jarabe para la tos) mezclado con cerveza. En los años 80 y 90 la fórmula cambió y en lugar de cerveza se consumía con Jolly Ranchers (caramelos con sabores de frutas) y ganó popularidad en la escena del rap underground. Este cóctel se volvió popular en los 90, gracias a los cantantes de hip hop.

Esta “bebida” parece haber resurgido este verano y se alerta de sus peligros (en 2000 el rapero DJ Screw moría por sobredosis de esta bebida).

¿Por qué se mezcla con este tipo de jarabes?

En los jarabes para la tos podemos encontrar distintos principios activos como por ejemplo codeína (narcótico con propiedades antitusivas, analgésicas y sedantes) y prometazina (antihistamínico que actúa como sedante) que a dosis mas altas de las terapéuticas pueden “colocar”, sobretodo si se consume junto con bebidas alcohólicas

La ingestión de purple Drank produce: sensación de relajación, paranoia, visión borrosa, reducción de la frecuencia respiratoria, perdida de memoria, alucinaciones y convulsiones e incluso la parada respiratoria y la muerte (Es la novena droga más mortal que existe)

¿Se puede conseguir sin receta medica?

La Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios restringió el uso pediátrico de fármacos con codeína para el tratamiento de la tos asociada, prohibiendo su uso en menores de 12 años. Las presentaciones para adultos, al igual que antibióticos, no se pueden conseguir sin receta medica. Ante esto muchos adolescentes están comprando jarabes que contienen dextrometorfano o DMX, cuyo uso abusivo también puede traer graves consecuencias ya que puede deprimir el sistema nervioso y respiratorio y provocar alucinaciones y convulsiones, sobretodo si se mezcla con alcohol.