Nuskis

Malaria y Gin Tonics... Extraña combinación

Nuskis
Malaria y Gin Tonics... Extraña combinación

¿Os hace un Gin Tonic fresquito para combatir la malaria?

Eso es lo que debían pensar los soldados ingleses en la India... Pongámonos en antecedentes.

Seguro que la mayoría de vosotros habéis probado la tónica y sabréis que tiene un gusto especialmente amargo. Este regustillo amargo se debe a que en su composición tiene quinina. La quinina fue el primer tratamiento que se usó para combatir la malaria, también llamada paludismo*. Se extrae de la corteza de la Cinchona y su uso empezó a extenderse por Europa gracias a que la condesa de Chinchón enfermo de malaria y se curo mediante el uso de esta.

Cinchona, de cuya corteza se extrae la quinina.

Cinchona, de cuya corteza se extrae la quinina.

Pues bien, cuando los ingleses llegaron a  la India empezaron a usar la tónica (concretamente Tónica Schweppes) para combatir la malaria, ya que estaba haciendo estragos entre sus tropas, pero el sabor era "complicado".  Aquí tenemos dos versiones de la historia:

- La primera nos cuenta que un oficial ingles decidió añadirle la ginebra para crear un combinado alcohólico.

- La segunda versión dice que debido a ese sabor amargo de la tónica (por la quinina) decidieron añadirle la Ginebra para que los soldados enfermos fueran capaces de beberlo.

Y así surgió uno de los combinados mas famosos... El Gin Tonic... ¡Qué fresquito!

Por cierto a día de hoy la mayoría de las tónicas ya no llevan quinina y usan emuladores de sabor y edulcorantes. Así que no se os ocurra intentar combatir la Malaria a base de Gin Tonics, porque serán unas risas, pero enfermar lo vais a hacer igual.

* El paludismo o malaria es una enfermedad producida por el parásito Plasmodium y que se transmite a través de los mosquitos del genero Anopheles. Es una de las enfermedades que mas muertes producen al año, en algunas zonas de África es endémica.