Las empresas con mujeres en puestos directivos tienen más beneficios

Hace poco estuvimos en una jornada sobre el papel de la mujer en las empresas españolas y queríamos compartir con vosotros algunos datos que allí se comentaron. Para empezar, que las mujeres sólo ocupan el 12% de los cargos directivos. Pero es que si la empresa está en el sector tecnológico, ese porcentaje baja al 4%.

Si tenemos en cuenta que el sector tecnológico es el que tiene mayor proyección de futuro ("en cinco años se crearán 1.250.000 millones de empleos netos relacionados con la digitalización"), nuestra sociedad debería hacer un esfuerzo para incorporar perfiles femeninos a las TIC o la brecha se irá ampliando cada vez más.

Y, ¿por qué hablar de cargos directivos? ¿qué más da el cargo? Pues no da igual: dirigir una empresa es apostar por un modelo de gestión, por una cultura empresarial, un modelo de retribución, de crecimiento profesional, de formación, de relación entre personas... aspectos con reflejo social.

Pero no sólo eso, sino que las españolas en cargos ejecutivos ganan un 16% menos que los hombres. Es decir: no te vale con llegar, incluso ahí arriba sigues estando en desigualdad.

Paradójicamente, los análisis apuntan en otra dirección:

McKinsey acaba de demostrar que las empresas con diversidad dentro de sus empleados obtienen un 22% más de beneficio que aquellas con menos.

El Peterson Institute for International Economics ha analizado más de 21.500 compañías en 91 países y ha concluido que las empresas con al menos un 30% de ejecutivas en puestos de alto mando tienen un 15% más de beneficios