El Gran ejército Pagano, cuando Inglaterra casi se convierte en colonia vikinga

A finales del siglo IX las islas británicas no eran más que un conjunto de pequeños reinos anglosajones y britanos que luchaban por imponerse unos a otros, de pronto un nuevo y terrible enemigo entró en juego, los vikingos daneses, que a punto estuvieron de convertir Inglaterra en una colonia vikinga.

Para empezar hay que hablar de la figura semilengendaria de Ragnar Lothbrok, cuya vida es de lo más confusa para la historicidad y tanto puede haber acaudillado el ejército como ser el padre del verdadero caudillo como simplemente ser un amalgama de diferentes reyes y líderes daneses de la época.

 Ragnar interpretado por Travis Fimmel

Ragnar interpretado por Travis Fimmel

Los vikingos ya llevaban tiempo atacando todo el norte europeo, tanto en Inglaterra (el ataque a la Abadía de Lindisfarne en el 793) como al Imperio Carolingio y bajando por el Atlántico hasta los reinos hispanos y Al-Ándalus. Pero en el 845 un ejército enorme de 120 naves apareció a las puertas del París, acaudillado por (posiblemente) Ragnar Lothbrok. El reino de Francia Occidental gobernado por Carlos el Calvo, nieto de Carlomagno, no se encontraba en disposición de defenderse adecuadamente y tras saquear París, el rey franco les pagó un tributo de unos 2500 kilos de oro y plata para que se largaran en el año 850.

¿Y donde acabó este ejército ávido de lucha? Pues al otro lado del mar, en las islas habitadas por los anglosajones. Los vikingos, que habían ganado mucha experiencia en Francia, decidieron probar suerte a partir del año 865 en la isla, dividida en pequeños reinos, entre los que destacaban Northumbria en el norte, Mercia y Anglia oriental en el centro y Wessex en el sur. Ahora acaudillados por Halfdan Ragnarsson, Ivar Ragnarsson el Deshuesado y Ubbe Ragnarsson, entraron a través del reino de Anglia Oriental. El principal motivo de los daneses era encontrar nuevas tierras más prósperas y ricas donde asentarse y matar un poquito, cosa que les gustaba mucho, aunque también está la leyenda de que los hijos de Ragnar Lothbrok estaban ahí para vengar la muerte de su padre a manos del rey de Aella de Northumbria.

 Los Ragnarsson en la serie Vikingos

Los Ragnarsson en la serie Vikingos

Anglia Oriental cayó con rapidez y más tarde, en el 866, cayó Northumbria. Para empeorar las cosas para el lado anglosajón, y por si no había recibido bastantes palos, un nuevo ejército vikingo llegó en el 871, es el llamado Gran Ejército de Verano liderados por Bagsecg. Mientras en el norte los Ragnarsson hacían de las suyas luchando contra los pictos en las zonas de la actual Escocia y llegando hasta la isla de Irlanda, muchísimos colonos daneses empezaron a asentarse en los territorios que pasó a llamarse Danelaw (Tierra Danesa). Destaca un nuevo caudillo, Guthrum el Viejo, que tras la muerte de los Ragnarsson (lo más probable que fuera en combate), se hizo con el poder, y a partir del 874 conquistó parte de Mercia, incorporándola al territorio ya tomado, coronándose rey de Danelaw. Solo quedaba la Wessex  del rey Alfredo el Grande como estandarte de los anglosajones cristianos en la isla. Poco tiempo después, Guthrum casi da la puntilla definitiva a Inglaterra en la Batalla de Wareham donde los vikingos machacaron a los sajones.

Cuando todo parecía perdido, Alfredo el Grande sacó fuerza de flaqueza y encomendándose a Dios (imaginaos lo que sería luchar contra unos tipos que blandían enormes hachas mientras gritaban en medio de la batalla) y volvió a desafiar a Guthrum en la Batalla de Ethandum, forzando a Guthrum a un pacto de no agresión y consiguiendo que Guthrum se convirtiera al cristianismo(los vikingos eran bastante laxos con su religión) con el nombre de Aethelstan, a partir de aquí, y a pesar de mantener el control de Danelaw, dejó de darle problemas a los anglosajones, quedando Mercia y Wessex libre de vikingos en el 878.

 Alfreo el Grande en la serie The Last Kingdom

Alfreo el Grande en la serie The Last Kingdom

Los vikingos se relajaron un poco tras esto(vivir en Inglaterra era mucho más placentero que en sus tierras de origen), y a pesar de que siguió habiendo un montón de problemas y escaramuzas en las fronteras (era difícil mantener quietos a gente que llevaba en la sangre lo de saquear) la mayoría de ellos o se dedicó a sacar adelante sus granjas o se fueron de rapiña por Europa adelante., Alfredo el Grande que era un tío muy listo, no paró de mejorar sus fuerzas hasta que llegó el momento de la venganza,y  a pesar de los nuevos refuerzos vikingos, Alfredo, con la ayuda de su hijo Eduardo y de su hija Ethelfleda, casada con el conde de Mercia, toma Londres (885) y ataca a las nuevas fuerzas vikingas, derrotándolas de forma consecutiva y definitiva en el 896. A partir de esta fecha los daneses se quedarían en sus dos reinos norteños, Danelaw y Jórvik (York). Tras la muerte de Alfredo en el 899, la lucha la continuaron sus hijos, que ya siempre llevarían la ventaja. Para el 918 sólo el reino más norteño de Jórvik seguía en manos vikingas, que lo mantendrían hasta el 954, momento en el que la reconquista anglosajona llega a su fin.